Skip navigation

Empresas productoras: las 10 situaciones más comunes en la gestión de sus residuos

 11 de Nov de 2022

Si eres una empresa productora de residuos, es probable que te preguntes cómo te afectan los últimos cambios en normativa ambiental, si estás al día con tus obligaciones legales o qué documentos debes gestionar.

Son dudas que atiende a diario el equipo de TEIMAS, como empresa centrada desde 2008 en el desarrollo de soluciones tecnológicas que mejoran la trazabilidad y la gestión documental de residuos.

Nuestra experiencia en normativa de traslado nos llevó a publicar en 2021 una Guía dirigida a empresas que producen residuos durante la ejecución de su actividad productiva. Tras la entrada en vigor de la Ley de Residuos 7/2022 ponemos a tu disposición una versión actualizada de la guía, adaptada a los últimos cambios normativos en España.

A lo largo de tres capítulos (divididos en tres documentos independientes), esta guía práctica repasa los Conceptos básicos (parte 1), la Normativa vigente (parte 2) y las Obligaciones para el cumplimiento normativo (parte 3) que necesitas conocer si te ocupas de la gestión de residuos en tu empresa.

Entre los puntos más destacados se encuentran 10 situaciones que suelen afectar a los equipos responsables de la gestión de desechos en empresas productoras de residuos:

  1. Legislación compleja y de interpretaciones ambiguas: la normativa de residuos española se compone de una legislación básica y de varias normas de desarrollo aprobadas por las distintas comunidades autónomas. Por esta razón, la gestión de residuos se complica si las operaciones de la empresa productora se realizan en un ámbito geográfico que incluye diferentes comunidades autónomas.
  2. Administraciones con diferentes interpretaciones: como se indicaba en el anterior punto, cada comunidad española aprueba sus propias normas de desarrollo. De esta manera, conviven dentro del territorio español diversas velocidades de adaptación a los cambios normativos y distintos métodos de gestión y de tramitación de la documentación ambiental de los traslados. Muestra de ello es, por ejemplo, la coexistencia de diversas plataformas autonómicas con la plataforma e-SIR del Ministerio, obligatoria desde el 1 de septiembre de 2022.
  3. Escasez de oferta formativa especializada: la falta de formaciones en torno a la gestión documental de residuos puede provocar errores en la elaboración y/o recepción de documentación normativa (tales como la creación de documentación incompleta o el uso de formatos desactualizados).
  4. Digitalización de la gestión documental de residuos: para avanzar en su política de residuos, la normativa española ya obliga a todos los intervinientes en las operaciones de traslados de residuos a tramitar la documentación a través de plataformas digitales (e-Sir y/o plataformas autonómicas).
  5. Dificultad a la hora de caracterizar los residuos generados.
  6. Importante sobrecarga administrativa: con la entrada en vigor de la Ley de Residuos 7/2022 ha aumentado la responsabilidad de los productores en todo lo relacionado con los residuos que generan (archivo cronológico, gestión documental, declaraciones anuales, etc.).
  7. Estrategias empresariales en materia de sostenibilidad cada vez más exigentes: para avanzar con éxito en sus estrategias de sostenibilidad, economía circular o residuo cero, las empresas necesitan contar con información detallada sobre los residuos generados durante su actividad. Estos datos permitirán tomar decisiones de negocio más acertadas, obtener certificaciones (como la ISO 14001, EMAS, Residuo cero, etc.), elaborar informes no financieros y evitar infracciones.
  8. Normativas que endurecen el control de la trazabilidad del residuo: de acuerdo con la nueva Ley de Residuos 07/2022, el productor inicial u otro poseedor de residuos está obligado a asegurar el tratamiento adecuado de sus residuos. Para ello, puede realizar el tratamiento de los residuos por sí mismo, previa autorización administrativa, o puede encargar el tratamiento a un negociante o gestor autorizado,a una entidad pública o privada de recogida de residuos. En todo caso, estas obligaciones deberán acreditarse documentalmente.
  9. Compleja consolidación de datos de residuos: en organizaciones con distintos centros productores y colaboradores externos, recopilar y homogeneizar la información de los residuos generados por la empresa puede ser una tarea compleja. Esto dificulta el cumplimiento normativo y el impulso de estrategias de sostenibilidad efectivas dentro de las organizaciones.
  10. Gran dificultad a la hora de calcular el impacto que la gestión de residuos de la compañía tiene en su huella de carbono.

¿Necesitas más información acerca de la gestión de residuos en grandes corporaciones? En la «Guía para productores de residuos», elaborada por el equipo de TEIMAS, damos respuesta a las principales dudas acerca de las obligaciones legales de las empresas productoras de residuos.

También te informamos acerca de nuestro software especializado para gestión de residuos en grandes corporaciones.